•  |
  •  |

Fila antes de entrar y aplausos al concluir, son dos escenas que describen la intensidad con que se vivió el estreno de Harry Potter y las Reliquias de la Muerte parte 2”, mismo que llegó a los cines nacionales la madrugada de hoy.

Después de seis mil millones de dólares en entradas vendidas alrededor del mundo --marca que transformó a Potter en el personaje más taquillero de todos los tiempos, al superar al anterior campeón, James Bond--, los seguidores de la saga con la que muchos crecieron tendrán que vivir el duelo, y despedirse de la batalla cinematográfica entre Harry Potter y su archienemigo, el lord Voldemort, pero antes tendrán 132 minutos de acción, emoción y aventuras.

La adrenalina comienza a fluir desde la primera escena, y no se detiene hasta casi el final. Esta vez, una tarea casi imposible cae sobre los hombros de Harry: debe encontrar y destruir los horrocruxes restantes para dar fin al reinado de Lord Voldemort.

En el episodio final de la saga, el hechicero, de 17 años, parte junto con sus amigos Hermione Granger y Ron Weasley en un peligroso viaje por Inglaterra para encontrar los objetos que contienen los fragmentos del alma del Señor Tenebroso, los que garantizan su longevidad. Pero el camino no será fácil, pues el lado oscuro adquiere más poder con cada minuto que pasa y las lealtades serán puestas a prueba.

Harry deberá usar todos los conocimientos que, gracias a Dumbledore ha adquirido sobre su enemigo, para poder encontrar la forma de sobrevivir a esta última aventura.

Un final que no da tregua ni para parpadear. Hay quienes piensan que el enfrentamiento final entre Harry y Voldemort es la parte más intensa de la película, uno de los muchos que tiene. A juicio de otros es la muerte de…, mejor no continúo con los detalles y dejo a su criterio la decisión.

Lo que si le puedo adelantar es que el final de la magia recibió buenos comentarios del público que asistió al estreno. Hubo lágrimas, rin rin de celulares abucheados y pensamientos en voz alta, maldiciendo a algunos personajes.