•  |
  •  |
  • END

Enrique Iglesias es de esos pocos hombres o artistas, incluso, que pueden declararse sin temor, una persona dichosa. Éxito y amor conspiran en este momento para alimentar su alma y hacer que viva plenamente los frutos del esfuerzo que han significado 15 años de carrera artística.

La batalla más grande que se le podía presentar apenas empezaba su andar en el medio ya la libró. Ahora ya no es sólo “el hijo de”, es uno de las figuras de la música mundial más influyente.

Sobre eso, su próxima visita a Nicaragua, su poco gusto por el lado frívolo de la fama y el tesoro que representa su vida personal, en especial su relación sentimental, conversó desde Miami con EL NUEVO DIARIO.


Cuando visitaste por primera vez Nicaragua aún se te presentaba haciendo referencia a tu padre, ¿qué sentís ahora que con tu música has logrado ubicarte en el gusto del público ya sin comparaciones ni referencias?
He trabajado mucho, he llevado muchos años curándomelo y ha valido la pena, es lo que siempre he querido hacer (música) y lo que me apasiona de verdad, y no lo cambiaría por nada en este mundo

Será tu segunda visita a Nicaragua.

No puedo creer que han pasado 13 años desde que fui a Nicaragua, es increíble cómo pasa el tiempo volando. Es un país en el que nunca he dado un concierto, entonces siempre eso para mí es algo que me llena de energía porque no sabes exactamente cómo va reaccionar la gente. Es una cosa que quería hacer con esta gira (Uno: 95/08), porque hay países en Latinoamérica y Centroamérica que no había visitado

¿Cuáles son tus expectativas?
Espero que bien... tengo amigos nicaragüenses, pero por lo poco que vi en el 95, espero que sea positiva... Estoy en mi mejor momento arriba del escenario, es mi mejor momento para ir, porque estoy muy satisfecho

Con tu música has logrado romper las barreras culturales, ¿a qué más se ambiciona cuando se llega a ese nivel?
En mi carrera he tenido momentos buenos, momentos bajos a veces... he ido evolucionando, poco a poco he ido teniendo éxito en países donde nunca me imaginé, bueno, no es que nunca me imaginaba, porque siempre tuve mucha ambición, pero es una gran satisfacción poder conquistar con mi música

Por tu forma de moverte en el mundo del espectáculo pareciera que sos un artista poco interesado en aprovechar cámaras, micrófonos, ya sabés, eso de opinar sobre cualquier cosa y figurar en cuanta oportunidad se presenta, con tal de que se hable de vos, ¿es parte de una estrategia o de tu personalidad?
Es parte de mi personalidad... mi estrategia es escribir buenas canciones, que a mí me gusten, que me llenen de energía y entusiasmo... y tener la fuerza para poder tener energía y viajar por el mundo cantándolas. Eso ha sido mi estrategia, si lo queréis llamar una estrategia

¿Qué cosas te disgustan del mundo del espectáculo?
Hay cosas del mundo del espectáculo que no te gustan... siempre he dicho que la fama es un arma de doble filo. No es fácil hacer buenos amigos, que te quieran de verdad en este medio; pero por parte mía no te puedo decir que tengo una queja grande, porque he sido muy afortunado, me he rodeado de gente que quiero y que me quiere con un gran nivel de lealtad.


Fama, fortuna y amor, ¿cómo los equilibrás?
Llevando mi vida personal lo más privada posible, yo creo que eso es algo importantísimo.


Has estado por buen rato unido sentimentalmente a Anna Kournikova.

Por ahora bien todo, digo las relaciones son momentos buenos y momentos malos, pero cuando crees en alguien, cuando quieres a alguien y cuando estás bien con alguien, pues allí estás

¿Habrá boda?
No, no. Hay unas relaciones que no hace falta casarse para estar bien, para mí no es lo más importante.


¿No creés en el matrimonio?
No, no. Creo en el matrimonio, cada uno con lo suyo; pero pienso que también hoy en día ya no existe el tabú que había hace 30 años, que era visto mal estar con alguien y no estar casado. Yo conozco parejas que no están casadas y están bien, y parejas que están casadas y no están bien. Yo creo que un papel o una boda no tienen la felicidad... pero no significa que esté en contra del matrimonio, me parece bien.


Prioridades actuales.

Ahora mismo estoy muy concentrado en mi carrera, todavía siento que estoy en una edad, pues no tengo 18 años, pero siento que tengo toda la energía y vitalidad para seguir trabajando y seguir haciendo esto unos años más, y por ahora no siento que me esté perdiendo la oportunidad de tener una familia, tengo muchos años para tener una familia.


Disco en puerta
Enrique Iglesias nos detalló que ya está afinando los detalles que pondrán su nuevo disco en el mercado, mismo que estaba preparando antes de que su disquera le propusiera hacer el recopilatorio “‘Uno: 95/08’. De modo que cuando se concibió la idea de este disco de puros éxitos, enrique escogió los dos temas que eran parte del disco que estaba preparando y los incluyo en ‘Uno: 95/08’”, según nos explicó.

Diciendo “les prometo un gran concierto, un concierto especial”, Enrique se despidió de nosotros mientras se reencuentra tras 13 años con sus fans nicas el siete de junio próximo en Mundo “e”.