•   Viña del Mar, Chile  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

El puertorriqueño Luis Fonsi, que este domingo actuará en el Festival de Viña del Mar, afirmó hoy que está viviendo una "hermosa" etapa personal y que su hija recién nacida es ahora su fuente de inspiración.

"La etapa que estoy viviendo es hermosa y es una bendición. Me ha cambiado la perspectiva hacia la vida, el amor, la música, el trabajo, hacia todo. Así que sin duda van a nacer muchas canciones inspiradas en Mikaela", declaró Fonsi en rueda de prensa en Viña del Mar, Chile.

Mikaela nació el pasado 20 de diciembre y es fruto de su relación con la modelo española Águeda López.

El artista, que es padre primerizo, dijo que ya comenzó a "desahogarse" con la guitarra, pero no será hasta fines del verano (austral), al terminar la gira en que está inmerso, cuando le dedique tiempo a componer nuevos temas.

"Si no todas, muchas de esas canciones van a ser inspiradas de una manera u otra en mi hija", aseguró el intérprete, de 33 años.

"Quiero que sea feliz"
Sobre el futuro de su primogénita, que tiene apenas dos meses de edad, Luis Fonsi tiene claro que en ningún momento la va a "empujar, forzar, obligar o presionar a que haga lo que hace su papá".

"Yo lo que quiero es que sea feliz, que tenga mucha salud, que viva rodeada de mucho amor y que tenga una vida lo más tranquila y lo más normal posible", explicó el artista, criado desde los diez años en Estados Unidos.

Luis Fonsi atribuye a su infancia y a la manera en que le educaron sus padres, el hecho de que él, a pesar de la fama, mantenga los pies en la tierra. "Más que la fama y el circo, lo que amo es la música", sostuvo.

El intérprete de "Aquí estoy yo" considera que ha tenido la suerte de que su trabajo sea su hobby y opina que "sin el cariño de los medios y del público no hay nada de esto". "No hay por qué ser grosero con la gente", recalcó.

Sin exigencias para Viña del Mar

Por eso él, aseguró, no ha impuesto ningún requisito particular para actuar, a diferencia de Luis Miguel y de Morrissey, que actuaron en las jornadas previas del certamen.

"La verdad es que soy muy aburrido cuando se trata de las exigencias. No suelo pedir nada excepto agua y estar cerca de mi público, que es lo más importante", dice entre risas.

Aunque enseguida puntualizó que en esta ocasión sí pidió comer machas a la parmesana (navajas con queso) y tomarse un pisco sour, el aperitivo chileno por excelencia, después de su espectáculo en el anfiteatro de la Quinta Vergara.

Esa será la tercera vez que se presenta en el Festival de Viña, donde ya estuvo en 2004 y 2009, y en esta ocasión llega con los éxitos de su más reciente álbum, "Tierra firme" (2011), que incluye los sencillos "Gritar" y "Claridad", una versión del tema original de Umberto Tozzi.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus