•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La cita anual de la poesía mundial que parecía una meta demasiado ambiciosa, hoy no solo es una realidad sino que también ha logrado el mérito de ser nominada al Premio Príncipe de Asturias, cuya trascendencia y prestigio es tal que solo el Nobel  lo supera.

Esta candidatura es el premio al esfuerzo y la constancia de sus organizadores, que desde hace ocho años han apostado todo a la realización del Festival Internacional de Poesía de Granada, mérito que el señor  León de la Torre, Embajador de España en Nicaragua, encontró suficiente para decir a la Fundación Príncipe de Asturias que este país tiene un candidato que merece optar por este galardón.

Pero De la Torre no solo lo nominó sino que se ha puesto el proyecto a sus espaldas y ha tocado las puertas que considera necesarias para obtener respaldo. En este periplo llegó hasta la Asamblea Nacional, “porque es el órgano que representa la voluntad popular del país”.

Y su misión fue exitosa pues mediante la declaración AN número 03-2012, los diputados esbozaron cuatro considerandos para declarar que promoverán plenamente esta iniciativa “para que se le otorgue al FIPG el Premio Príncipe de Asturias la Concordia 2012, como un reconocimiento a la hispanidad a través de la poesía, a la cultura, la libertad y el progreso de la humanidad”.

Asimismo, el documento insta a las diferentes “organizaciones del arte, la cultura y la poesía del país a que apoye la propuesta de la Embajada de España, para que  se promueva el Festival Internacional de Poesía de Granada a través de apoyos institucionales”.
Esta carta de apoyo fue entregada ayer por el presidente de la AN, René Núñez, al señor embajador y al poeta Francisco de Asís Fernández, Presidente del FIPG.

“Estamos muy agradecidos con este apoyo de la Asamblea Nacional, porque demostrará al jurado que  la candidatura es de interés nacional y que  cuenta con el respaldo del país, es un gran triunfo que la candidatura haya sido respaldada en consenso total”, manifestó el embajador.

Festival vs. Shakira
Sin lugar a dudas, el FIPG tiene en la cantante  colombiana Shakira a una de sus principales rivales, no obstante, el embajador De la Torre manifestó que en los últimos 30 años “la fundación Príncipe de Asturias no ha premiado candidaturas comercialmente consolidadas, sino que ha buscado premiar esfuerzos que han tenido que enfrentarse a dificultades para promover grandes valores, y creo que eso lo hace más fuerte al Festival”.

Así que si Shakira mueve al mundo con las caderas, el FIPG lo hace andar con el motor de los versos, por lo tanto, nada está perdido y ahora que “la candidatura ya está aceptada  necesitamos que se respalde por cuantos escritores y artistas de renombre sea posible; estamos consiguiendo apoyo muy importante a nivel nacional e internacional. Hasta el momento ha causado revuelo pero queremos que cause mucho más, no hemos hecho más que empezar  pero es una candidatura con posibilidades”, dijo De la Torre.

“Estoy feliz porque estar nominados es un gran honor para el FIPG y esto no es fruto solo de los organizadores sino de la calidad de la obra de los invitados, que casi siempre son más de 150 países.  Ellos no solo cumplen con las exigencias de la calidad sino que vienen con el alma abierta para que entre más luz en  Granada, que se convierte en un lugar lleno de afecto y cariño y es el gran punto de encuentro y de coincidencias de obras de arte e historia de la cultura. “Cada año el festival viene a ser como un gran informe del estado de la poesía del mundo”, expresó Francisco de Asís Fernández.

Finalmente, el embajador De la Torre dijo que la lucha apenas inicia, y aunque ya cuentan con el respaldo de poetas de todo el mundo esperan seguir recibiendo cartas de apoyo. Asimismo, compartió que en breve recibirán el respaldo de importantes instituciones de cultura así como de todas las embajadas acreditadas en nuestro país, sin olvidar el respaldo de la Alcaldía de Granada y del

Ayuntamiento de Granada de España. Además, aprovechó la oportunidad para hacer un llamado a las universidades y medios de comunicación cuyo respaldo también sería fundamental.