•   Londres, Inglaterra  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

La duquesa de Cambridge demostró hoy sus habilidades como jugadora de hockey hierba, deporte que practicó en su infancia, durante un entrenamiento con los equipos masculino y femenino que representarán este verano al Reino Unido en los Juegos Olímpicos de Londres.

Equipada con zapatillas deportivas y una sudadera de la selección británica, Catalina, que es embajadora de Londres 2012, asistió a un acto en el Parque Olímpico de la capital para apoyar a los jugadores y jugadoras del combinado del Reino Unido.

Aparentemente nerviosa tras varios años sin jugar, la mujer del príncipe Guillermo saltó al campo de entrenamiento entre los aplausos del público y recordó los tiempos en los que era capitana del equipo de hockey hierba de su escuela.

La duquesa de Cambridge realizó varios disparos a portería hasta que consiguió marcar y, después, estuvo unos minutos pasándose el balón con algunos de los jugadores del equipo olímpico.

"Estuvo muy bien. Me ha dicho que echaba de menos jugar en un equipo. Al principio disparaba muy suave, pero hemos insistido hasta que ha metido uno", dijo Kate Walsh, capitana de la selección femenina.

Catalina, que recibió una camiseta del equipo con el nombre "Cambridge" como recuerdo, se comprometió a ir a ver los encuentros del hockey británico durante los Juegos, donde tanto el combinado masculino como el femenino tienen opciones de subir al podio.

Por la tarde, la duquesa de Cambridge se unió a su suegro, el príncipe Carlos, y a la mujer de éste, Camilla, en una visita a la galería londinense Dulwich Picture, donde se expone una colección de cuadros elaborados por menores de entre 4 y 16 años de la Fundación del Príncipe por los Niños y las Artes.

Los integrantes de la familia real se reunieron con algunos menores implicados en la fundación y observaron las obras que, durante la celebración del Jubileo de Diamantes de la Reina se utilizarán para montar un retrato de Isabel II que se proyectará en la fachada del palacio de Buckingham.

Esta visita a la galería de arte Dulwich Picture, una de las más antiguas de Londres, es el primer acto en que Catalina ha aparecido en solitario con Carlos y Camilla.