•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

“En un país donde no hay cultura por la música clásica, es difícil sobrevivir”.  Así empieza nuestra conversación con Ramón Rodríguez el  músico jinotegano que tiene 20 años de estar al frente de la Camerata Bach. A propósito, me explicó que Bach es  en honor a  un compositor de origen alemán.

Haciendo un recorrido musical por dos décadas, Rodríguez asume que han hecho un gran aporte al país, gracias al patrocinio de la empresa privada e intelectuales que apoyan la música.

“Hemos sido capaces de grabar 18 discos con  la mejor discografía, desde soprana, religiosa, homenaje a Mozart… y nueve festivales internacionales de música clásica de toda Centroamérica  y otros países del mundo”.

Además, los diez músicos han incursionado en la docencia con una orquesta de jóvenes y un albergue ubicado en Altamira, donde subsidian con alojamiento, comida y otros aportes, a ocho  becarios de los departamentos del país, que reciben clases de música.

La Sala Mayor del Teatro Nacional Rubén Darío, TNRD, es testigo de las cientos de presentaciones que Camerata Bach ha protagonizado, convirtiéndose en el grupo de músicos que más programas realiza, al menos unos 25 al año. Aunque Ramón Rodríguez  aseguró que este 2012 tendrán menos  presentaciones por el aspecto económico y la visión de enfocarse en llevar la  música a los departamentos del país.  “Siempre decimos que lo que hemos grabado es un 10% de la inagotable música nicaragüense”, ¡Y en efecto!, La Camerata ha cultivado respeto en el corazón de  los nicas.

“Nunca quisimos que la Camerata fuera elitista, podemos tocar  en una boda privada,  pero también en cárceles, conciertos navideños para causas sociales y otros (pausa)…, por eso es que la gente asocia a la Camerata con la  música”, asegura Rodríguez.

Y en ese andar de la vida y el arte han hecho música de todas las nacionalidades, imponiendo el sello nicaragüense.

En 20 años el proyecto meta continúa sin realizarse, “nos gustaría tener más recursos para que los músicos tengan estabilidad como profesionales y tener un proyecto más serio en la academia”, reflexionó. Como director del Teatro y músico, Ramón sueña con crear -como en otros países centroamericanos- una Orquesta Sinfónica  de por lo menos unos 70 músicos, y ese proyecto podría concretarse en un futuro ya que trabajan en el relevo musical preparando a jóvenes que formaran la Orquesta “Rubén Darío”.   

Con pesimismo dijo: “Ahora son 20 años haciendo música  y seguimos relativamente igual, no hay cantera musical y ahí tenemos que involucrarnos todos”.

Reconocimientos
Premio Luis Abraham Delgadillo, Juventudes Musicales de Alemania, Orden “Salvador Cardenal”, Orden “Rubén Darío”, entre otros, destacan la labor musical  de la Camerata Bach.

Concierto de Gala 20 Años de Camerata Bach
El Director alemán Andrea Winnen,  y Marcis Kuplais son los músicos alemanes invitados al concierto de gala con el que celebrarán el 20 Aniversario de la Camerata Bach. Durante la gala interpretarán La Cantata del café, de Johann Sebastián Bach y será escenificada como ópera cómica el miércoles 21 de marzo.