•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Los años han pasado y Janet Barnet, icono de la “era de la Tortuga Morada”, conserva incólumes sus memorias como cantante y entusiasta de esta época que marcó la vida de una generación completa.

“Janet Barnet es diriambina”, dijo Roberto Rappaccioli, el hombre de la Tortuga Morada. Ella respondió con una sonrisa y admitió el amor que siente por la tierra de El Güegüense, quien recordó que su vida siempre oscilaba entre Nicaragua y Estados Unidos, porque su papá amaba los idiomas y deseaba que sus hijos fueran bilingües, “para que se les abrieran puertas en la vida”.

Barnet es considerada por muchos la reina del rock y aunque radica en Estados Unidos sus visitas a Nicaragua son frecuentes y en esta ocasión se ha quedado más tiempo de los 12 días previstos, al parecer ha logrado establecer contactos que podrían materializar el sueño de muchos de sus fans de verla en los escenarios junto a quienes formaron la banda Poder del Alma, aunque no quiso adelantar ningún dato y se limitó a decir: “Juré que no diré nada porque cuando las cosas se pregonan se echan a perder”.

La génesis artística de Barnet está en Los Rockets, grupo al que llegó junto a su hermano Richard Barnet, gracias al empuje de su primo Octavio Borge, quien luego de oírlos cantar los invitó al “templo de los hippies”, (la Tortuga Morada) y cuando Ricardo Palma los escuchó los integró casi automáticamente a la banda.

¡Y nació Poder del Alma!

Después de Los Rockets, Barnet estuvo en las filas de Poder del Alma, grupo que según explicó “fue la transformación poco a poco de las bandas, muchas veces eran los mismos miembros pero agregamos los instrumentos de viento. Después del terremoto varios músicos se fueron al extranjero a ganarse la vida y con los que habían quedado aquí hicimos la banda.

Con la incorporación de los instrumentos de viento pasamos de 6 a 9 integrantes y le pusimos este nombre por la canción de Jimmy Hendrix que dice que con el poder del alma cualquier cosa es posible.”.

Barnet recuerda con especial cariño esta exitosa, y podría decirse efímera banda, por el poco tiempo que duró, y comentó que hizo equipo junto a “’El Gato’” Aguilar, Román Cerpa, que era el líder y agregó los instrumentos de viento, Ricardo Palma, Roberto Martínez, ‘El Chapo’ Domínguez, Aroldo Mancilla, mi hermano Richard y José Tenorio”.

Tema obligatorio: teloneros de Santana

Y me resultó imposible conversar con Barnet y no saciar mi curiosidad acerca de cómo fue su experiencia al cantar previo a la presentación del gran Carlos Santana en el Estadio Nacional.

“Fue una noche mágica. El maestro de ceremonia fue Mario Moreno “Cantinflas”, mi comediante favorito, y Santana mi músico favorito. Casi siempre los mismos elementos. Pudimos abrir para Santana aunque cayó un aguacero como de hora y media. Pero la gente se quedó ahí, a nadie le importó. Fue algo mágico y después lo que sucedió fue increíble. Eso es lo que tenemos que cultivar siempre en este país lleno de poetas, músicos y escritores tan creativos. Y fue creatividad lo que dimos esa noche”, compartió.