•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Durante su concierto en París el sábado 22 de septiembre, Lady Gaga se burló de los comentarios de la prensa que aseguraban había aumentado 15 kilos en menos de un mes.

Con un atuendo en color rosa y azul, Gaga se mostró ante los medios de comunicación y tal parecía que no deseaba que nadie viera su cuerpo, dando así una cachetada con guante blanco a sus detractores.

El atuendo, que es hasta el momento el más extraño que ha portado la cantante, no formó parte de su esperado concierto en la capital francesa.

La acompañaron también unas botas color azul metálico que resaltaron por su plataforma, así como unos lentes que daban el efecto de convertir a Lady Gaga en una muñeca.

 

Esmas.com