•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La Reina del pop ha dejado el país de origen de sus hijos adoptivos enfadada tras el desplante del presidente Joyce Banda, quien la obligó a hacer cola junto a los pasajeros de clase turista en el aeropuerto del país africano.

Ahora, portavoces del gobierno toman la revancha alegando que la cantante -quien adoptó a dos hijos en Malawi, David y Mercy- pidió un trato privilegiado que no le fue concedido.

“Si la cuestión es que por ser una estrella de renombre internacional merece un trato distinto al del resto de turistas extranjeros, le tenemos que recordar que Malaui ha recibido a muchas otras estrellas internacionales como Chuck Norris, Bono, David James, Rio Ferdinand o Gary Neville, personajes públicos que nunca han pedido ninguna clase de trato institucional por mucho estatus de estrella que tuvieran”, rezan las declaraciones que el gobierno africano hizo públicas.

Madonna, de 54 años, visitó recientemente el país para supervisar los progresos de su organización benéfica Raising Malawi, con la que se comprometió a construir escuelas para los niños malawis y poner fin a la pobreza tras adoptar a sus hijos David, en 2006 y Mercy, en 2009.