•   San Salvador  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

“Tres veces perfecta” reza el dicho popular entre los santanecos, y no cabe duda de que sea una verdad absoluta. Santa Ana es la segunda ciudad más importante de El Salvador, y cuenta con una abundante riqueza cultural y natural, además de una imponente arquitectura en su casco urbano.

La ciudad morena se encuentra localizada a 65 kilómetros de la capital, San Salvador, y cuenta con 13 municipios. El Nuevo Diario hizo un recorrido por sus más importantes lugares turísticos y compartiremos parte de esa excitante aventura.

Centro histórico

El primer día recorrimos el famoso Centro Histórico de esta cautivante ciudad. Nuestra primera parada, la Catedral de Santa Ana, que lleva este nombre en homenaje a la patrona del departamento.

“Cuentan que hace muchos años venía un grupo de personas cargando la imagen de Santa Ana, se dirigían a México y como estaban agotados decidieron descansar, en lo que hoy es la ciudad de Santa Ana; a la hora de partir, la imagen se puso demasiado pesada y fue imposible volver a levantarla y concluyeron dejarla en el pueblo”, cuenta Sonia Arévalo, guía turística.

El estilo de la Catedral, gótico bizantino, es único en todo El Salvador; su construcción inició en 1906 y hasta el día de hoy no ha finalizado. Esta belleza cuenta con tres naves que juntas forman una cruz latina. Le adornan 43 ventanas y 15 puertas, que hacen que su interior esté lleno de mucha claridad.

Teatro municipal de Santa Ana

Con 103 años de existencia, es una de las maravillas arquitectónicas que poseen los santanecos. Es uno de los teatros que mantienen su arquitectura original. Las esculturas que rematan la fachada fueron traídas de Pisa, Italia; los muebles fueron importados de Austria, Italia, EE.UU. e Inglaterra. Los mármoles, espejos y lámparas fueron traídos exclusivamente de Bélgica e Italia. Su imponente fachada se clasifica como ecléctica, debido a la combinación de estilos: románico, renacentista y grecorromano.

En nuestra visita pudimos disfrutar de un espectáculo de “belly dance”. Artistas salvadoreños nos deleitaron con movimientos sensuales y llenos de colorido. En este espacio cultural se brindan diariamente presentaciones teatrales, de danza y exposiciones.

Palacio Municipal

Con dos majestuosas fachadas y en su interior un gigantesco jardín, el Palacio Municipal es sin dudas otra maravilla santaneca. Hicimos un breve recorrido por sus amplios corredores adornados por imponentes columnas estilo grecorromanas.

Un paseo por Villa Morena

Al caer la noche, nos fuimos a conocer la famosa Villa Morena, es el paseo peatonal de la ciudad de Santa Ana. Su similitud con nuestra Calzada, en Granada, me impresionó. Aquí se puede degustar ricos platillos nacionales y extranjeros. Restaurantes y bares ofrecen todo tipo de tragos exóticos y cervezas nacionales. Si cantar es tu fuerte, el lugar cuenta con un animado karaoke, donde se puede entonar una o dos piezas musicales acompañado de una copa de vino.

Villa Morena cuenta también con un espacio para artesanos, en donde se puede comprar todo tipo de souvenirs, veladoras, artículos hechos a base de material reciclado; esto es una iniciativa del Departamento de Turismo de Santa Ana para atraer visitantes nacionales y extranjeros.