• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

El Salón de los Cristales del Teatro Nacional Rubén Darío, TNRD, ofreció un concierto de la Orquesta Sinfónica Juvenil de Nicaragua Rubén Darío la noche del miércoles pasado. Con obras de Wolfgang Amadeus Mozart y Georges Bizet, la orquesta celebró su segundo aniversario ante los vítores de representantes de las embajadas de los Estados Unidos, Alemania y España, entre demás presentes.

El maestro Ramón Rodríguez, director del TNRD y director general de la orquesta de jóvenes, agradeció a las embajadas por “su papel fundamental en las actividades culturales de la institución”, y destacó que “la orquesta no se fundó por un capricho, sino por una necesidad. Hoy se conforma por 50 integrantes que han logrado alcanzar un exigente nivel superior en la ejecución de sus instrumentos.”

TNRD, condecorado

Además, el evento contó con la presencia de Yolanda Gutiérrez, presidenta del Comité Cultural José de la Cruz Mena con sede en Los Ángeles, California (Estados Unidos).

Gutiérrez condecoró al maestro Rodríguez por sus iniciativas y logros en pro de la música, la cultura y la juventud, resaltando sus “esfuerzos sobrehumanos por quienes serán los nicaragüenses del mañana”.

Rodríguez recibió una placa de gratitud firmada por diferentes senadores estadounidenses, y aseguró que ese homenaje lo compromete aún más con la causa.

“Somos una familia”

Entre los primeros violinistas de la Orquesta Sinfónica Juvenil de Nicaragua Rubén Daría está William Avilés Mendoza, quien es músico de la orquesta desde su fundación, cuando él tenía apenas 13 años.

“Llegar hasta aquí no ha sido fácil. Todo ha sido esfuerzo, estudio, estar siempre presente. Pero no somos un grupo de jóvenes que solo se sienta a tocar instrumentos. Somos una familia, compartimos y soñamos juntos. Por ejemplo, yo quiero ser un gran violinista y un músico pedagogo”, confiesa Avilés.