•   California  |
  •  |
  •  |
  • EFE Reportajes

Técnicos de California (EE.UU.) han desarrollado la llamada “pantalla de niebla”, que permite proyectar contenidos visuales sobre micropartículas de agua que fluyen en el aire y con la que se puede interactuar al tocarla. AerScreen revolucionará las presentaciones de negocios y la publicidad, según sus creadores.

La pantalla ofrece un aspecto fantasmagórico similar al de un holograma, una imagen tridimensional generada con la ayuda de rayos láser, aunque su tecnología es diferente, incluso podría decirse “natural”, dado el material del que está compuesta su superficie, similar a una nube.

“Es una pantalla de visualización innovadora y diferente a cualquier otro tipo de sistema para visualizar un contenido, ya que se compone solo de partículas de aire y agua, que producen una lámina translúcida que fluye en el aire, aunque se puede tocar e interactuar con ella", explican sus desarrolladores desde la compañía reView Technology.

Para demostrar la interactividad y la sensibilidad de este sistema y mostrar “lo que es capaz de hacer”, en su página web se exhibe un vídeo de demostración muy curioso en el que se observa cómo un usuario golpea, con dos palillos de percusión, una serie de tambores virtuales proyectados sobre la pantalla de niebla, haciéndolos sonar como si realmente estuvieran allí.

CREATIVIDAD

En la filmación se observa cómo la pantalla detecta los golpes de los palillos. ¿Cómo lo hacen? Desde el blog tecnológico NeoTeo “intuyen” que para conseguirlo quizá se utiliza una tecnología similar a ‘Leap Motion’, un sensor que permite controlar el ordenador realizando gestos con los dedos o las manos en el aire aunque de momento, los creadores de AerScreen no aportan muchos datos técnicos de su invento.

Lo que se sabe es que los dos elementos básicos de este sistema son un emisor, de forma rectangular y alargada, colocado en posición horizontal y dotado de una ranura, por el que sale una corriente de vapor ascendente, que mantiene su coherencia hasta alrededor de un metro de altura, y un proyector de imágenes, de aspecto similar a los convencionales y colocado en un sitio más elevado.

Según NeoTeo, el trabajo de AerScreen se basa en la liberación de vapor de agua de forma controlada, creando una cortina lo bastante densa como para servir de lienzo sobre el cual reproducir contenidos proyectados. Si bien no es la primera vez que se combinan pantallas de niebla con interfaces táctiles, esta tiene un nivel de sensibilidad lo suficientemente alto como para simular instrumentos.

Desde AerScreen señalan que esta pantalla impulsará la creatividad en las presentaciones ante los medios y auditorios, fusionando una tecnología innovadora con una visión humana para crear una experiencia personal y elegante, y todo ello con un equipamiento minimalista.

"AerScreen es un producto desarrollado para varios usos prácticos: la publicidad, las presentaciones de negocios o de eventos, o las conferencias", señala a EFE, Josue R. Hernández, director ejecutivo, CEO y propietario de reViewTechnology, empresa desarrolladora de AerScreen, con sede en San Francisco, California (EE.UU.).

PRESENTACIONES

“Dado que AerScreen funciona como una pantalla normal, puede ser utilizada para cualquier tipo de aplicaciones, ya sea con fines comerciales o para uso personal”, añade.

Explica Hernández que sus clientes "la utilizan principalmente para efectuar anuncios publicitarios en grandes eventos públicos, debido a que a las personas y a los medios de comunicación les llama mucho la atención observar los distintos contenidos presentados en el aire”.

“Esta tecnología ya está disponible y a la venta para los usuarios domésticos y las empresas en dos modelos básicos: uno de ellos se denomina ‘Shadow Unit’ y genera una pantalla vertical de 42 pulgadas. Se ofrece en una versión táctil y otra no táctil; el otro modelo, llamado ‘Standing Unit’, genera una pantalla horizontal de 72 pulgadas”, explica el CEO de AerScreen.

“Estas unidades se producen solamente por encargo, porque se tarda alrededor de cuatro a cinco semanas en fabricarlas”, indica.

Según Hernández, la realidad les da la razón porque “los clientes están utilizando este sistema para incorporar la sorpresa a su negocio, al mostrar o exhibir sus productos de gama alta de una manera nueva y original, o para efectuar una presentación de negocios ‘en el aire’. Así posibilitan que los asistentes interactúen con el producto o con los contenidos presentados”.

 

Cuando desarrollé AerScreen, estaba buscando una manera de llevar el factor sorpresa en las presentaciones para diferentes tipos de comunicación, a la vez que proporcionar a los usuarios una nueva herramienta para que dejen volar su imaginación durante sus actividades públicas en un evento o en un escenario".

 

4 semanas
requiere la
fabricación.

 

42 pulgadas
se ofrece en una versión táctil.