•   Las Vegas, EU  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El fallecido Paco de Lucía y Enrique Iglesias se llevaron el Grammy Latino a Álbum y Canción del Año respectivamente ayer jueves en Las Vegas, en el inicio de una ceremonia marcada por el discurso del presidente Barack Obama sobre su nueva política migratoria.

El galardón a De Lucía por "Canción Andaluza" es un homenaje póstumo al maestro español de la guitarra y del flamenco, que falleció repentinamente en febrero en México.

"Ha sido una sorpresa total. Una alegría muy grande, para toda la familia y todos los flamencos, porque éste fue el último que hizo, y era muy importante para él", dijo a la prensa la viuda del músico, Gabriela Carrasco.

El también español Enrique Iglesias, de su lado, se alzó con el Grammy Latino a Canción del Año por "Bailando", un tema que canta junto al cubano Descemer Bueno & Gente de Zona.

"Esto es para todos los cubanos", manifestaron juntos en un video, ya que no fueron a recoger su gramófono.

Marc Anthony ganó el Mejor Álbum de salsa por "3.0". "¡Que viva la raza latina!", declaró sobre el escenario, en un guiño a las nuevas medidas migratorias anunciadas por Obama.

La gala comenzó con una vibrante actuación de René Pérez y su hermano Eduardo Cabra, conocidos como Calle 13, quienes cantaron "El Aguante", premiado con el Gramy Latino a Mejor canción alternativa durante la ceremonia previa.

El duo puertorriqueño, que aprovechó el escenario para recordar a los 43 estudiantes mexicanos desaparecidos y asesinados en Ayotzinapa (sur de México), también se impusieron en la categoría de Mejor álbum de música urbana por "Multiviral".

Marc Anthony y Carlos Vives, amigos y rivales en esta gala, Miguel Bosé, Pepe Aguilar y Ricky Martin a dúo con Camila fueron algunos de los artistas que amenizaron la velada.

En la ceremonia previa, Juanes también triunfó como Mejor álbum pop/rock por "Loco de Amor", mientras que Rubén Blades ganó el Mejor álbum de tango por "Tangos" y Jorge Drexler se alzó con el premio a Mejor álbum cantautor con "Bailar En La Cueva".

La de este año es una edición muy especial para la Academia Latina de Grabación, que celebra el 15 aniversario de los Grammy Latino, unos premios que han contribuido de forma decisiva al impulso de la música en español y portugués en el mundo.

Los artistas reconocen que el simple hecho de estar nominados abre puertas y facilita el contacto entre personas de la industria para iniciar nuevos proyectos y aventuras.

Desfile de estrellas

Por la particular alfombra verde de estos premios desfilaron los grandes de la música en español y portugués, como Marc Anthony de la mano de su esposa, Ricky Martin, Juanes, y una larga lista de actores mexicanos, como Jaime Camil, Sebastián Rulli y Angelique Boyer.

El cantautor español Joan Manuel Serrat hizo su aparición estelar, al ser la Persona del Año de esta edición de los Grammy Latino.

Serrat recibió un caluroso homenaje la noche del miércoles con un concierto muy especial protagonizado por sus compañeros de profesión, que interpretaron sus temas más emblemáticos.

"Yo llevo 50 años escribiendo (canciones) para echar pa'fuera este mundo que uno tiene dentro", declaró meciendo su gramófono dorado.

"La música, escribir y todo lo que conlleva subirse a un escenario es algo maravilloso", agregó el artista, nacido en Barcelona hace 70 años.

Draco Rosa, Marc Anthony y Carlos Vives triunfaron en los Grammy Latino del año pasado al alzarse con el Grammy Latino a Álbum del Año, Canción del Año y Grabación del Año respectivamente.