• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Atrás han quedado sus días como conejita Playboy, su imagen de excesivamente provocativa dio un giro hacia el de una madre y esposa abnegada, gracias al reality show en el que se desnudó no físicamente, sino como una mujer de carne y hueso expuesta a las situaciones más comunes y dolorosas, entre ellas la infidelidad.

Kendra Wilkinson está casada con Hank Baskett, con quien procreó dos hijos, sin embargo, antes de su matrimonio y de su espacio de telerrealidad, ella vivió en la mansión Playboy y fue novia del multimillonario Hugh Hefner, propietario del inmueble.

Habla

Once años después de haber ingresado a la mansión, la exmodelo decidió develar algunos "secretos" de lo que sucede en el paraíso de Hefner, donde aparentemente el sexo, las drogas y la lascivia pasean por sus habitaciones.

Según publican diversos portales, Kendra afirmó que cuando Hefner le pidió que se mudara a la mansión Playboy, ella no sabía que la propuesta incluía sexo. También explicó que él realmente ve a las mujeres en su casa como relaciones y todas duermen con él, no solo sus novias.

Además, hizo señalamientos del consumo de drogas al que tienen acceso las chicas en la mansión y cómo ella fue víctima de esto, al punto de casi ahogarse por el exceso.

A los 18 años de edad ingresó a la mansión Playboy