•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La directora británica Sam Taylor-Johnson, responsable de la adaptación al cine de la exitosa novela erótica de E.L. James “50 sombras de Grey”, admite en el último número de la revista “Red” que necesita “un descanso” después de haber visto su película “más de mil veces”.

La directora explicó en una entrevista al semanario británico que realizar esa película, cuyo estreno está previsto para mediados de febrero, le ha “pasado factura” y que después de verla tantas veces está “perdiendo la cabeza”.

“Cada matiz de la película puede marcar la diferencia en una escena y darle la vuelta de forma equivocada. Es como caminar por el filo de una navaja”, explicó Taylor-Johnson, de 47 años.

“Quiero proteger mi visión y eso es lo más difícil. Hay tantas opiniones, ideas, doce personas que tienen que aprobarlo y cuando ya lo tienes, esos mismos te lo modifican”, relató. “Me contrataste porque soy una artista creativa, con una visión. No trates ahora de quitármela”, defendió la directora de “50 sombras de Grey”, protagonizada por Jamie Dornany y Dakota Johnson. Taylor-Johnson, que también es actriz y artista contemporánea, admitió que cuando se embarcó en este proyecto fue como subirse a “un tren bala en el que las puertas se cerraron y no podía bajar”.

“La velocidad que cogió ese tren desde el momento en el que salí de la primera reunión del filme fue increíble. Ahora tengo que bajarme, respirar y pensar en otra cosa”, dijo la cineasta.

Taylor-Johnson es principalmente conocida por sus obras de arte, que incluyen desde filmaciones de David Beckham durmiendo hasta fotografías que se han exhibido en el museo Guggenheim de Bilbao (España) y en la National Portrait Gallery de Londres.