•  |
  •  |
  • END

En un país muy lejano, una reina sufre porque en vísperas de Navidad no podrá lucir sus trajes, ni tampoco se dejará ver por sus súbditos. La razón: la reina ha perdido el cabello. Ni brujos, ni hadas, ni peluqueros pueden solucionar su problema. Un día llega un forastero al palacio y le dice que el rey de los “Cabellos Mágicos” quizás puede ayudarle a encontrar la solución.

Un grupo de 65 niñas y niños del Barrio Acahualinca y del asentamiento “Los Martínez” presentaron el 11 y el 12 de diciembre este argumento perteneciente a la obra de teatro “La Reina Calva”, original de la escritora española Mercé Company. Ésta es la segunda vez que la obra es puesta en escena en la sala experimental “Pilar Aguirre”, del Teatro Nacional “Rubén Darío”.

El proceso de preparación duró varios meses. “Fue un reto trabajar con niñas y niños del asentamiento “Los Martínez”. Ha sido un trabajo de mucho empeño, porque algunas niñas y niños tienen que trabajar y estudiar. No sabían leer, tenían problemas para memorizar el texto y también para expresarse”, dice el director artístico de la obra, Eneysel Díaz. Sin embargo, considera que los menores desarrollaron capacidades de expresión, dicción y actuación, así como actitudes para interrelacionarse.


Los protagonistas
Michael Erick Canda, de 14 años, lleva seis años en el grupo de teatro. Su primera actuación fue en la pieza teatral hace varios años. “Me gusta esta obra porque me ha ayudado en la actuación”.

Jasmina Ferrera, otra de las actrices, dice que la obra le ha servido para desarrollar su expresión. “El teatro nos ayuda a desarrollar nuestra voz y nuestras habilidades. Mi mamá y mi papá consideran que entretiene a los chavalos y nos ayuda a nuestro desarrollo emocional”.

Ronald Manuel Cuadra Lacayo, quien hace el papel de “Forastero”, dice que le costó aprenderse los textos de memoria, pero con la ayuda de sus amigos lo consiguió. “Esta obra es una oportunidad para que las niñas y los niños se expresen, sientan y estén en un escenario”.

La adolescente Massiel de los Ángeles Sánchez dijo: “Yo siento que en esta presentación salí muy bien, es la primera vez que actúo”. El mensaje de la obra para los niños es que sigan creyendo en Papá Noel, que la Navidad es para todos y que nunca nuestro espíritu debe cambiar”.

Por su parte, Mario Chamorro, director del Centro Dos Generaciones, manifestó que “La Reina Calva” es para compartir con la comunidad, niños, maestros y otras organizaciones homólogas. “Por medio del teatro queremos que se reconozcan la expresividad y la participación de las niñas y los niños como un derecho humano. Nosotros facilitamos procesos para que ellas y ellos como personas y ciudadanos puedan vivir en armonía con su comunidad, con sus seres queridos y vecinos construyendo un barrio cada día mejor”. La puesta en escena de la obra contó con el apoyo de Save the Children, Ayuda en Acción, Fondo Cristiano Canadiense para la Niñez, Irish Aid y UBS Optimus Foundation.


Tome nota
Hoy y mañana a las 4:00 p.m. el mismo grupo presentará la obra “Ropa de Teatro”, por segundo año. Aunque las entradas son de cortesía, las personas interesadas pueden asistir a la sala “Pilar Aguirre”, del Teatro Nacional “Rubén Darío”.