•  |
  •  |
  • AFP

Veinte años después de su debut, encumbrada en lo más alto de su carrera a los 34 años de edad, la top model brasileña Gisele Bundchen dejará de desfilar, anunció el miércoles su portavoz en Brasil tras días de rumores.

“Gisele se enfocará en proyectos especiales y también en destinar más tiempo a su prioridad número uno: su familia”, declaró en una nota de prensa Patricia Bundchen, hermana de la modelo y su representante y portavoz en Brasil.

Madre de dos hijos, la modelo mejor pagada del mundo, según la revista Forbes, “ya estaba reduciendo sus apariciones en la pasarela y se despedirá de los desfiles en su país de origen, durante la presentación de la marca Colcci en la Semana de la Moda de Sao Paulo”, añadió la nota.

Los rumores sobre su retirada comenzaron a circular el viernes de la semana pasada, cuando la prensa publicó que Bundchen protagonizaría su último desfile durante la Semana de la Moda, que se realizará entre el 13 y 17 de abril en la capital económica de Brasil. Ni su portavoz ni la asesoría de prensa de Colcci confirmaron la noticia ante consultas de la AFP al respecto, pero anunciaron que el misterio solo se acabaría este miércoles.

Alta, rubia y de cuerpo atlético, Gisele Bundchen tiene fama de trabajadora y estricta, herencia, según los que la conocen, de su ascendencia alemana. Nació en el estado de Río Grande do Sul, tierra de inmigrantes europeos.

Está casada con el mariscal de los Patriots de Nueva Inglaterra, el ídolo del futbol americano Tom Brady, con quien tiene dos hijos pequeños, Benjamin y Vivian. La familia reside en Estados Unidos.