• |
  • |
  • Edición Impresa

Milán entró de lleno en su semana de la moda masculina con dos desfiles que solo tienen de masculino el nombre, puesto que hombres y mujeres compartieron la pasarela.

Llamados “co-ed”, del término en inglés para las escuelas mixtas (“coeducational”), los desfiles mixtos hicieron su aparición el año pasado en las capitales mundiales de la moda, lo que permitió que las grandes marcas de moda se ahorraran importantes sumas de dinero al organizar un desfile menos.

Parece que este año esta tendencia está bien implantada en el calendario de Milán.

La marca italiana Dolce & Gabbana así lo experimentó el sábado, aunque no mezcló los géneros.

En su desfile, el cantante estadounidense Austin Mahone interpretó varios de sus temas entre una multitud de jóvenes estrellas que actuaron para la ocasión como modelos.