•   Nueva York, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

En la primera gran película que protagoniza la superheroína Wonder Woman, un largometraje que ha arrasado en la taquilla estadounidense, la imagen de la damisela en apuros que históricamente ha inundado la gran pantalla se convierte en un recuerdo muy lejano.

"Muchas veces, cuando vamos al cine, las mujeres son las damiselas en apuros, con el corazón roto, o a la espera de ser rescatadas por un hombre, pero esa no es la vida real", explicó a Efe la actriz israelí Gal Gadot, protagonista de Wonder Woman.

"Estoy contenta de que finalmente tengamos este personaje femenino fuerte que no sólo es súper poderosa, sino amorosa y con un corazón enorme", agregó la actriz sobre la película, que se estrena este viernes en España.

La cinta, la más reciente gran producción del mundo del cómic, llega a los cines de la mano de Warner Bros para contar la historia de cómo Wonder Woman llegó a ser Wonder Woman tras la transformación de Diana Prince, una joven e idealista amazonas de la remota isla de Themyscira.

El filme, dirigido por Patty Jenkins y con un papel destacado de la admirada Robin Wright y del apuesto Chris Pine, ha recaudado ya más de 570 millones de dólares a nivel global, además de haberse ganado buenas críticas.

"Lo que me encanta de estas películas en su potencial para imaginar una versión de uno mismo a la que se aspira, enfrentándonos a las dificultades de ser un héroe y aprendiendo a (...) ser mejor", dijo Jenkins sobre las razones que la llevaron a dirigir el filme.

"Es importante enseñar a la próxima generación a pensar por ti mismo y ser fuerte, además de tener una mente fuerte", aseveró.

En el caso de Wright, las cualidades de Wonder Woman, cuya misión en la cinta gira en torno a la búsqueda de un mundo en el que domine el amor y la justicia, fue el factor determinante para decidirse a formar parte del largometraje.

"Lo que Wonder Woman simboliza es la razón por la que quería hacer la película", afirmó Wright a Efe, que interpreta a Antiope, la tía guerrera y decidida que entrena y estimula a Diana Prince para acabar convirtiéndose en la superheroína.

"Su objetivo -añade- es devolverle la igualdad y la justicia a la raza humana. La película es sobre eso y no sobre el castigo o la venganza o el odio" que suelen verse en otros largometrajes del mismo género.