•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

No importó que fueran canciones de los ochenta, noventa e incluso de los setenta, el concierto en homenaje a la música romántica española reunió a un variado público, desde jóvenes a adultos, que en la velada disfrutó de grandes interpretaciones musicales.

El evento realizado en la Sala Mayor del Teatro Nacional Rubén Darío (TNRD) contó con la participación de jóvenes intérpretes nicaragüenses, como Dagoberto Palacios, Rebecka Molina, Manuel Canales, César Díaz, Adilia Gutiérrez, Jairo Blanco y Álvaro Villagra, con Camerata Bach y Jazz Ta.

Ellos interpretaron temas de Julio Iglesias, José Luis Perales, El Consorcio, Raphael, Camilo Sesto, entre otros; un repertorio variado que, al encender las emisoras románticas de nuestro país, siguen sonando.

Noche especial

Antes de dar inicio al concierto La Música Romántica Española, Rafael Garranzo, Embajador de España, el Instituto Nicaragüense de Cultura Hispánica, representado por René González y Francisco Bautista Lara, otorgaron su máxima distinción “Orden Cultural Darío-Cervantes”, a Ramón Rodríguez, director del TNRD y Camerata Bach por su trayectoria artístico cultural, además  por ser excelente músico nicaragüense, promotor de nuevas generaciones, capacidad organizadora de festivales, su contribución a la música de cámara y su aporte al acervo musical.

Garranzo señaló que Rodríguez ha unido la música de Nicaragua, no solo con España, sino con todo el mundo, ya que en el TNRD se ha presentado música coreana, taiwanesa, italiana, entre otras, por eso han querido entregarle un reconocimiento “porque él ha sido un factor de unidad entre los países”, dijo.

Por su parte, González lo calificó como “incansable promotor de la música nicaragüense”, que no solo ha dedicado su vida a la música, sino que también ha trabajado con niños y jóvenes en distintos proyectos educativos.

Tras recibir el galardón, Rodríguez afirmó que ahora los compromisos son mayores. “Desde mi niñez aposté por la música, siempre con energía, pasión, ahínco y tesón en función de los niños y juventud de mi país”, expresó a través de una nota de agradecimiento en la que menciona a la Embajada de España, INCH, amigos y al Gobierno. “Para todos ustedes, mis muestras de cariño, gratitud y compromiso de seguir trabajando en pro del arte, cultura y música nicaragüense”, cita el escrito.