•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El actor estadounidense Kevin Spacey reveló su homosexualidad y pidió disculpas al actor Anthony Rapp, que lo acusó de habérsele insinuado sexualmente durante una fiesta en 1986, cuando solo tenía 14 años.

Kevin Spacey hizo su anuncio en la madrugada del lunes en su cuenta de Twitter, después de que Anthony Rapp, conocido principalmente por su papel en la versión original del musical de Broadway “Rent”, lo hubiera acusado en el portal de noticias Buzzfeed de habérsele insinuado cuando era joven.

Kevin Spacey, de 58 años, ganador de dos Óscar y estrella de la serie de Netflix “House of Cards”, precisó que no recuerda los hechos. Pero “si me comporté como [Anthony Rapp] dice, le debo mis disculpas más sinceras por lo que habría sido un comportamiento en estado de ebriedad muy inapropiado”.

Las acusaciones de Rapp “me animaron a abordar otras cuestiones sobre mi vida”, añadió el actor.

“Como saben mis conocidos más cercanos, he tenido en mi vida relaciones tanto con hombres como con mujeres. He amado y he tenido encuentros sentimentales con hombres a lo largo de mi vida y en la actualidad he decidido vivir como gay”, explicó Kevin Spacey.

“Quiero gestionar esto honesta y abiertamente y eso empieza por examinar mi propia conducta”.

Anthony Rapp, de 46 años, contó a Buzzfeed News cómo, en 1986, cuando tenía 14 años, Kevin Spacey lo invitó a una fiesta en su apartamento neoyorquino. Ambos actuaban en Broadway en aquella época.

Según Rapp, se encontraba en la habitación de Spacey, que tenía 26 años, mirando la tele cuando el actor apareció en la puerta al final de la noche, “como titubeando” y aparentemente ebrio.

Kevin Spacey lo empujó hacia su cama se tumbó sobre el adolescente, según la versión de Rapp.

“Buscaba seducirme”, explicó Rapp a Buzzfeed. “No sé si hubiera utilizado ese lenguaje, pero era consciente de que intentaba llevarme al terreno sexual”.

Anthony Rapp aseguró que se zafó rápidamente de Spacey y que se encerró en el cuarto de baño, antes de salir del apartamento y volver a su casa.

Las acusaciones de Rapp se producen en medio del enorme escándalo abierto contra el productor estadounidense de Hollywood Harvey Weinstein, acusado por más de cincuenta mujeres de diversas agresiones o de acoso, y también de varias violaciones.

Criticado

Aunque los grandes nombres de la industria permanecen callados sobre el caso, algunas voces han criticado la decisión de Spacey de reconocer su homosexualidad como vía de escape ante lo ocurrido. “Admitir tu homosexualidad no debería usarse para desviar la atención sobre unas acusaciones de acoso sexual”, manifestó Sarah Kate Ellis, presidenta de GLAAD, la principal organización de EE. UU. que ayuda a dar visibilidad a los derechos de la comunidad LGTB.