•  |
  •  |
  • END

Con este modelo, Chrysler ha dirigido su mirada a conductores de recorridos citadinos y de carreteras, pero que de forma eventual requieren tracción en las cuatro ruedas.

En el más estricto sentido de la palabra, el Jeep Compass es un mixto (crossover), pero su tracción en ambos ejes lo sitúa en una concepción más cercana a un todoterreno.

Presentado al mundo en el Salón del Auto de Detroit de 2006, técnicamente tiene un fuerte parecido con el Jeep Patriot. Pero es considerado más dócil y más simpático, es decir, es una versión Jeep más para los usos diarios de la vida moderna como trabajar en un centro urbano, asistir a la familia, ir de compras y pasear a destinos turísticos.

Ese proceso de “domesticación” al cual fue sometido el Compass no le ha hecho renunciar a sus capacidades para circular fuera de la carretera, pero debe entenderse que la ausencia de una reductora (retranca), los ángulos de ataque y salida de la carrocería y su misma altura lo limitan para hacer 4X4 extremo.

De esa forma, este modelo nace para responder al gran número de amantes de la naturaleza: habitantes de ciudades con inquietudes para hacer actividades al aire libre.

Suave manejo

El timón y la dinámica motriz generan un confort propio de autos estadounidenses, pero a diferencia de ellos, su volante es preciso y el control de estabilidad produce un sentido más exacto del mando ejercido por el conductor. Esta mezcla es apreciada porque evita el “manejo de nube” de los grandes sedanes del norte, teniendo suavidad en mando sin llegar al extremo de resistencia de los carros europeos de orientación deportiva.

Una nueva manera de conducir

Debido a su caja de cambios con vertidor, es decir, de infinitos cambios, no existen las gradas de aceleración o bruscas variaciones aun cuando se lleve al tope el mando del combustible.

Esta situación está orientada hacia el mejor aprovechamiento energético del combustible, evitar las torsiones y compresiones de la carrocería y, como producto último, dar mayor confort a los ocupantes. Pero algunos conductores poco permeables a las mejoras, inicialmente sentirán que el auto no es tan macho como esperarían. De cualquier manera, el Jeep Compass tiene una excelente respuesta y gracias a su equipamiento, dicha respuesta es tan suave como confortable.

Similar escenario se encuentra en la dirección: el Control de Tracción y el programa especial para evitar volcaduras ayudan a realizar trazos seguros, adecuados y cómodos. Sin embargo, los amantes de los innecesarios derrapes pensarán que el auto es suave, sin percatarse que, evidentemente, podrá girar en forma más segura, confiable y, sobre todo, negociará una curva con mayor rapidez.

El Compass es el primer Jeep con motor transversal, además de ser el primero con suspensión independiente en las cuatro ruedas.

La incorporación de amenidades como luz desmontable del maletero, los respaldos traseros reclinables hasta 12 grados y el control de presión de neumáticos, entre otros, son elementos que lo ubican en el segmento de autos activos o utilitarios, en el cual han tenido mucho éxito marcas japonesas y coreanas.

En resumen

A pesar de que el auto manejado es el más básico de la gama, el Compass es un excelente modelo de entrada a la marca. Al manejarlo y revisar sus acabados, materiales utilizados y calidad expresada en su fabricación, da la impresión de que su tiempo de vida útil será prolongado.

La relación precio-valor es buena, en especial por su bajo consumo de combustible, considerando que se trata de un motor de casi dos litros y medio de desplazamiento.

Y por último, lo consideramos una buena opción a evaluar para el ama de casa, la ejecutiva de avanzada, el padre de familia que gusta compartir actividades al aire libre, además de quien busque un transporte que ofrece cierto grado de seguridad, no sólo por la alta posición del conductor, sino por su robustez.

Lo positivo:
• Comodidad y confort propio de un sedán.

• Economía en el consumo.

• Calidad Jeep a toda prueba.

• Conveniencia para uso diario.

Lo negativo:

A reserva de que el Jeep Compass manejado es el modelo básico, sería interesante un modelo con asientos eléctricos, forros de cuero, techo corredizo y, en términos generales, que mostrara mayor lujo, sin trasladarse a modelos de mayor desarrollo como el Jeep Patriot.

www.mundomotor-pl.com