•  |
  •  |
  • EFE

El fondo de inversión Lantern Capital ganó la puja por hacerse con la compañía Weinstein, que se declaró en bancarrota tras el escándalo de abusos sexuales de uno de sus fundadores, el productor Harvey Weinstein.

Según recogen hoy medios estadounidenses, la oferta de 310 millones de dólares hecha por el fondo con sede en Dallas (Texas) fue la mejor de las recibidas por el estudio.

Productor de Hollywood Harvey Weinstein acusado de violación

Lantern Capital, además, se haría cargo de unos 115 millones de dólares de deudas de la compañía Weinstein, a cambio de quedarse con todos sus activos, que incluyen entre otras cosas un amplio catálogo de películas, varios títulos aún por estrenar y un importante negocio de producción de televisión.

La operación aún debe recibir el visto bueno del juez encargado del expediente de bancarrota de la empresa en el estado de Delaware y puede ser impugnada por los acreedores.

Un grupo de cinco mujeres que han acusado ante la Justicia al estudio de proteger los abusos de Weinstein ya ha expresado su oposición a esta venta, al considerar que dejaría a las víctimas sin posibilidad de acceder a compensaciones.

Las negociaciones para la compra del estudio de Weinstein continúan

El grupo, según explicó en un comunicado, respalda una propuesta hecha por el productor Howard Kagan para hacerse cargo de la compañía y crear un fondo de al menos 25 millones de dólares para reparar a las víctimas.

La oferta de Kagan fue rechazada por la dirección de la compañía Weinstein al considerarla inferior a la de Lantern Capital.

El estudio fundado por Harvey Weinstein y su hermano Robert se declaró en bancarrota el pasado mes de marzo tras el fracaso de varias negociaciones anteriores para tratar de vender su negocio.

La compañía Weinstein se declara en bancarrota y permite hablar a víctimas

Al menos una de ellas se frustró a raíz de una demanda presentada el 11 de febrero por la fiscalía general del estado de Nueva York por violación de derechos civiles contra Weinstein, su hermano y la empresa que ambos dirigían como resultado de una investigación por conducta sexual inapropiada.

En paralelo, la fiscalía del distrito de Manhattan ha estado investigando otra acusación contra Weinstein por una presunta violación cometida en el año 2015.

Según informó hoy el diario neoyorquino Daily News, el fiscal general del estado, Eric Schneiderman, tiene previsto encargar a un adjunto especial que investigue la gestión de ese caso por parte de la fiscalía de Manhattan.

El año pasado, activistas protestaron ante la oficina del fiscal, Cyrus Vance, para pedirle cargos contra Weinstein después de conocerse que rechazó procesarlo en 2015, cuando la Policía lo investigó por una acusación de la modelo italiana Ambra Battilana Gutierrez.