•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Contradiciendo cualquier prejuicio que tenía ante esta cinta “La música del silencio”, puedo decir que retiro mi predisposición ante la misma y simplemente digo: ¡excelentemente lograda! 

Andrea Bocelli (“Amos” en el filme) es uno de los tenores más reconocidos de todos los tiempos a nivel mundial, por ello se realizó esta película basada en su vida, llamada: “La música del silencio”, dirigida por Michael Radford, y con la impecable cinematografía de Stefano Falivene, esta cinta narra parte de la niñez, adolescencia, carencias afectivas, prejuicios y demás vivencias del protagonista: Andrea Bocelli.

 ​"Suicidal Tendencies" en Cuba: el punk burla el embargo

La característica e inconfundible voz de Bocelli, acompañada de acordes suaves que invaden el sentido auditivo del espectador, inunda de armonía e impecables dejes de perfección, esta fabulosa entrega cinematográfica biográfica del tenor en mención. 

Es una verdadera maravilla estar en una sala de cine y que la voz embriagante de amor de Andrea Bocelli no conquiste al más inconquistable, temas como: “Il mare calmo della sera” y “Time to say goodbye” quien a su vez se fusiona con la exquisita voz de la mezzosoprano Sarah Brightman, no puede ser más encantadora de lo que es, un amplio repertorio de lo mejor de Bocelli logra compenetrar hasta lo más profundo del alma a los cinéfilos, que al igual que yo osaron en dudar de la calidad sin límites que ofrece esta película.

 Arctic Monkeys, confuso pero complaciente

Es también un filme lleno de aventuras, ya que el camino recorrido por el cantautor hacia la fama no fue el más sencillo. Los problemas con su vista desde recién nacido fueron su primer obstáculo a vencer no solo por él, sino también por su familia, sumando a esto la subestimación de su talento, los cuales fungieron como los principales enemigos a vencer por Bocelli.  Su lema durante toda la película fue: “No ceder ante la desesperanza”.

Pero como no todo es perfecto, un aspecto, quizás el único negativo que sufre esta producción, es el LYP SYNC (sincronización del movimiento de labios con audios pregrabados), ya que en ciertos momentos se nota una diferencia entre lo escuchado y lo visto al instante (tiempo real en cine), y no fue fácil llegar a los tonos que alcanza la secuencia de audio en cada escena de vocalización.

 Karol G defiende a la mujer

Aún con todo lo expresado, le otorgo a esta película 4 estrellas, por lograr casi a plenitud su cometido, que es conmover y logra la empatía y fascinación de la misma a través del amor.