•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La brillantez, el detalle, la planificación de un robo más que perfecto corre esta vez bajo la responsabilidad e ingenio de ocho mujeres, cada una con características que las hacen únicas en su objetivo: robar uno de los collares más caros del mundo.

“Ocean’s Eight: Las Estafadoras”, es un spin off de la trilogía empezada en 2001 con Ocean’s Eleven, siendo esta la cuarta entrega sobrepasando la cantidad de filmes realizados con esta misma temática: Los robos maestros.

Esta cinta de acción rodada en la ciudad de New York, narra la historia de ocho sagaces mujeres, las cuales desempeñan distintas ocupaciones en el mundo de la actividad delincuencial, cada quien en su rama.

El reparto cargado y el guion mantienen el proceso sorprendentemente fresco y siempre divertido de esta película, donde la buena química y ritmo de George Clooney  y Brad Pitt en las entregas pasadas, esta vez será encarnado por Sandra Bullock y Cate Blanchett.

Estos personajes saben exactamente lo que hacen y lo que tratan de lograr y consiguen con excelencia, ya que la audiencia no se sentirá engañada con esta trama, el gran robo de esta cinta de hecho es una mezcla absorta en elementos inusuales, aunque este tipo de atracos sean ya un muy común cliché, creo que el guionista podría haberse beneficiado de esta película agregando un poco más de peligro.

“Las Estafadoras” no es más que una secuela con cambio  de género que no solo funciona bien en complemento, si no que hace que toda la novedad del concepto sea completamente atrevida y osada en todos sus aspectos. 

Escenarios realmente convincentes, aparición en pantalla de actrices y personalidades secundarias en este caso como: Dakota Fanning, Katie Holmes, Heidi Klum y Kim Kardashian, soundtrack excelente, exteriores en Central Park, Gallería MET de Manhattan muy bien logrados en su naturalidad y demás fueron perfectamente logradas por el director con una fotografía impecable y un montaje incidental maravilloso en cada escena. 

El diálogo es excelentemente interconectado con la situación expuesta y la retrospectiva solo aparece en una ocasión, aspecto que destaco porque en algunos filmes esto tiende a confundir al espectador por el abuso del mismo recurso cinematográfico, y a pesar de lo excelente del elenco, hay una notable diferencia y un agujero deslumbrante comparado con su predecesor, muchas escenas se quedan lejos de volar a pesar de las mejores intenciones del elenco.

En el desempeño actoral no omito mencionar que en mi opinión la mejor actuación la tiene la actriz Anne Hathaway, aunque sea la tercera en los créditos, Sandra Bullock, Cate Blanchet y Helena Bonham Carter ocupan un segundo lugar en actuación y desempeño para mí. 

Le otorgo a esta película 3 estrellas, por considerar que quedó debiendo en algunos aspectos ya expuestos y no era lo que pensé estos seis meses que la estuve esperando, la sobrevaloré.