•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cuando se trata de crear y plasmar en la pantalla grande un Biopic, no todos lo logran, Bohemian Rhapsody a mi parecer, lo logró con acierto, ímpetu y excelente guion. Contrario a varias críticas que muestran esta cinta como una lectura de la vida de Freddie Mercury “El Astro”, recreado en el cine, convirtiéndose en una película más, me permito decirles que su concepto está completamente errado y acá detallaré por qué.

Freddie Mercury es uno de los músicos más importantes del siglo XX y quizás con la voz más portentosa y privilegiada de esta misma época y Queen, un grupo emblemático que se tiene muy ganada a pulso su fama.

Pero acá surge la pregunta eterna: Quién dio a conocer a quién? Freddie a Queen? O Queen a Freddie cuando solo era el cargador de maletas en un aeropuerto? De quién en realidad es el talento? A mi parecer, Queen jamás hubiese sido nada sin Freddie Mercury, y tarde o temprano Freddie hubiese encontrado una banda para poder mostrarle al mundo su majestuosidad vocal.

En esta película lo que realmente interesa es mostrar como Freddie Mercury se convirtió en un mito y leyenda, pasando para ello por todas las etapas de su vida, desde justo antes de pasar a formar parte de Queen hasta el mítico concierto Live Aid en 1985.

En esta película se aborda con un tacto increíble sus aspectos personales como son: Su sexualidad, sus adicciones y por primera vez expuesta su vida familiar, aspecto del cual el astro jamás quiso hablar y siempre se respetó, por eso también no se profundiza en los demonios personales del artista, por considerarse innecesarios.

Pero los dos mejores aspectos de esta película son los siguientes:

1- Es un maravilloso y respetuoso recorrido por la vibrante carrera artística del Grupo Queen, al lado de Freddie Mercury, cuyos comienzos no pudieron ser más experimentales y muestra cuáles fueron los puntos de partida de sus grandes éxitos y la implicación de cada uno de sus miembros en estas composiciones.

2- Mención especial merecen, no solo las caracterizaciones y la exquisita reproducción de atuendos puestos en escena y mímesis en todos ellos, sino también el hecho de que, como es obvio, la voz que oímos es la de Mercury, lo que implica y muestra que las gesticulaciones del Protagonista Rami Malek son logradas con absoluta imponencia y verdadera proeza que obtiene como resultado final: Resucitar a Freddie Mercury y verlo reflejado en un cien por ciento en la piel del actor, a quien debo mencionar que es realmente avasallante en su interpretación en esta producción.

Y hablando de producción, quiero mencionar que esta misma estuvo a carga del multipremiado y multifacético actor Robert De Niro, quien incursiona por primera vez en esta rama con perfecta destreza.

Ante todo lo expresado otorgo la siguiente valoración: Actuación: espectacular (Rami Malek rol protagónico), Guión: perfecto, hilo conductor: perfecto, efectos visuales: retrospectiva interesante y conexa al final con uso prudente de pantalla verde, montaje: excelente, edición de audio: Lo mejor de la película, dirección artística: lo máximo, banda sonora: Simplemente imponente, ensamblaje actoral global: más que perfecto. Mi puntaje global es de: 5 estrellas por lograr esta cinta a mi parecer la excelencia en todo, de principio a fin.