•  |
  •  |
  • END

El cantante suizo Urs Toni Bühler, quien ayer domingo cumplió 38 años, es integrante de Il Divo, grupo de ópera-pop que se presentó con éxito hace unos meses en México y continúa su gira internacional en Estados Unidos, y los llevará también a Japón y Australia.

De acuerdo con información de su “tour”, el grupo actuará hoy lunes en Los Ángeles y continuará un día después en Fresno y el 23 en San José, para cerrar el 24 en Reno, Nevada.

El grupo internacional que promueve su disco The Promise, que salió a la venta el 10 de noviembre de 2008, fue creado por el productor musical Simon Cowell y está formado además por Carlos Marín, David Miller y Sébastien Izambard.

Urs Toni Bühler nació el 19 de julio de 1971 en Luzerna, Suiza, comenzó su carrera a los 17 años con “Conspiracy”, una banda de rock pesado en su ciudad natal, donde asistió a la Academy for School and Church Music.

Después de un tiempo se mudó a Amsterdam, donde comenzó a entrenar su voz en el conservatorio bajo la tutela de Udo Reinemann. Urs también estudió privadamente con el tenor suizo Gsta Winbergh y el tenor francés Christian Papis.

Urs pasó siete años en Holanda, presentándose con la Opera de los Países Bajos y después se incorporó a Il Divo, junto al español Carlos Marín, aunque muchas personas han comparado ésta voz con la de Carlos, barítono. Antes del grupo, la experiencia del tenor sobre el escenario, rindió frutos en el festival de Salzburgo bajo la batuta de Claudio Abbado.

Enamorado de la música rock, confesó que no puede cantar tanto como quisiera, dado que debe cuidar su voz, además se define como una persona contradictoria, romántica, disciplinada y en más de una vez ha admitido que añora su país natal.

Domina cinco idiomas: inglés, francés, alemán, suizo y holandés, también en varias entrevistas ha comentado sus ganas de cantar en ruso.

Respecto al plano personal comparte su vida con una chica francesa, también dedicada a la música, y residen en una casa en el norte de Francia, donde Urs intenta acudir, siempre y cuando la agenda y compromisos profesionales lo permiten.