•  |
  •  |
  • END

AFP

Un juez de Los Ángeles otorgó este lunes a la madre de Michael Jackson la custodia permanente de los tres huérfanos del Rey del Pop, e ignoró un sorpresivo pedido hecho a último minuto por el dermatólogo del cantante que desea un papel en la vida de los niños.

Además, el juez Mitchell Beckloff, de la Corte Superior de Los Ángeles aprobó un régimen de visitas para la madre biológica de los dos niños mayores, Debbie Rowe, que conoció a Michael Jackson cuando era asistente del dermatólogo Arnold Klein, quien el lunes dijo que “quería que se escuchara su voz” respecto al futuro de los menores.

En este mismo tribunal, los abogados de Katherine Jackson, madre del cantante fallecido a los 50 años de un paro cardiaco el 25 de junio, tienen previsto que su clienta logre obtener un mayor control del testamento de su hijo más famoso.

En cuanto a la custodia de los menores, el juez Beckloff aprobó un acuerdo alcanzado la semana pasada por Katherine Jackson, de 79 años, y Debbie Rowe, madre de Prince Michael, de 12 años, y Paris, de 11, indicaron fuentes en la corte de Los Ángeles.

El tercer pequeño, Prince Michael II, conocido como “Blanket”, de 7 años, es fruto de una relación con una madre sustituta cuya identidad nunca ha sido revelada.

Rowe gozará del derecho de visitas de los dos niños que tuvo con el intérprete de “Thriller” durante su matrimonio entre 1996 y 1999, y seguirá recibiendo una pensión establecida en un acuerdo anterior, tras divorciarse del artista.

El acuerdo deja claro que Rowe no recibirá ningún monto adicional a los términos ya acordados con el cantante; según varias fuentes obtuvo 8,5 millones de dólares al separarse de Jackson y renunciar entonces a sus derechos parentales.

No obstante, lo que parecía ser una audiencia fácil para aprobar un acuerdo amistoso alcanzado entre Rowe y la familia Jackson sufrió un giro extraño al aparecer el dermatólogo Klein con su abogado a reclamar un papel en la custodia de los menores.

Su abogado, Mark Vincent Kaplan, dijo que Klein buscaba “tener una voz” en los arreglos concernientes a los niños.

El juez le preguntó varias veces cuál era el interés de Klein, y Kaplan respondió que estaba motivado por “la larga relación con los niños y con el señor Jackson”.

Klein “no es un supuesto padre” de los niños, apuntó el abogado del médico, mientras el juez desestimó su pedido. No obstante, en junio Arnold Klein sembró la duda sobre su vínculo con los niños en una entrevista de televisión con la cadena ABC. “Hasta donde yo sé, yo no soy el padre de esos niños. No puedo responder esto de otra manera”, dijo el médico al referirse en todo momento con palabras de cariño a Jackson y sus niños.

Testamento es un laberinto

Respecto al testamento del Rey del pop, los abogados de Katherine Jackson presentaron la semana pasada una demanda donde instan al juez a ordenar a los dos albaceas temporales del testamento realizado por el cantante en 2002 que muestren “la información que ocultan” sobre la herencia del músico.

Pero los dos administradores de los bienes y del Fondo de Michael Jackson, John Branca y John McClain, calificaron de “inexactas” las versiones de que se habían negado a proveerle documentos a la madre del cantante, según un comunicado obtenido por la AFP.

En el laberinto de asuntos legales que rodea al artista muerto, el abogado y el productor musical tomaron control temporal de la fortuna del cantante, donde está en juego el control de un patrimonio que incluye un 50% de participación de un catálogo con los derechos de 251 canciones de Los Beatles, un premio valorado por expertos en hasta 1.000 millones de dólares.