•  |
  •  |
  • END

No es todo brillantina lo que reluce, pero sin duda contribuye a que las Princesas brillen como estrellas. Un buen peinado ayuda a deslumbrar tanto como una joya o un vestido de noche con lentejuelas, pedrería u otros brillos. Y, en cuestión de cabelleras, las de la realeza gastan glamour con fijador al estilo de las del firmamento del cine. Los moños y semirrecogidos que les presentamos a continuación de Letizia de España, Máxima de Holanda, Mary y Marie de Dinamarca y la princesa Beatriz, encuentran su inspiración en Hollywood. O viceversa. Y es que las divas del star-system también se peinan en las grandes citas como princesas. La consigna: no desmelenarse.

Letizia de España

Para su presentación internacional como prometida del príncipe Felipe, la Princesa de Asturias debía causar la mejor impresión. Lo consiguió con el golpe de efecto de su peinado: un moño con ondas de aire retro. Fue muy comentado el acierto del recogido que doña Letizia lució en la boda de Federico y Mary de Dinamarca. Emulaba el encanto de épocas pasadas con marcadas ondas que recordaban a las que la actriz, Charlize Theron, había llevado en 2003 para recoger su preciado Oscar. Reinó con él entonces y hoy, cinco años después, continúa siendo muy recordado aquel peinado de la Princesa.

Máxima de Holanda

La melena díscola de la princesa Máxima entra en vereda en las citas de gala. Uno de los recogidos que más le favorece, y que más adeptas tiene en palacio y fuera, es el que la Princesa de Orange lució el año pasado en una cena de gala en el Palacio Noordeinde de La Haya, en honor al Presidente de Brasil, Luis Ignacio Lula da Silva, y su esposa, María Leticia. Un moño principesco -alto y con mucho volumen- que lo han llevado también Mary y Marie de Dinamarca en varias ocasiones (las más importantes en sus respectivas bodas), pero al que tampoco se han resistido personalidades del star-system como Heidi Klum.

Mary y Marie de Dinamarca

Las princesas Mary y Marie tienen, además del nombre (versiones inglesa y francesa respectivamente de María), el gusto muy similar: feminidad desde los pies a la cabeza. Y, en cuestión de peinados, optan también por los más juveniles, como el coqueto recogido con flequillo a un lado de la Heredera, similar al que en otra ocasión llevó Katie Holmes, y la melena con flequillo de la princesa Marie que tanto nos recuerda a la de Penélope Cruz.

Beatriz de Inglaterra

La melena pelirroja de la princesa Beatriz ha introducido en palacio la última moda en peinados: la trenza-tiara. La hija mayor de los Duques de York adornó su melena con un mechón trenzado a modo de corona en una de sus salidas nocturnas, pero antes que ella llevó la susodicha trenza la actriz Jennifer Aniston en la última entrega de los Oscar. Carlota Casiraghi versionó la trenza-tiara recogiéndose el cabello en un moño.


Hola.com