•  |
  •  |
  • END

Obtener el primer auto es un gran paso y todo un cambio en la vida para la gente más joven. Un vehículo significa potencialmente seguridad, independencia y un chance para probarle a amigos y familiares que se alcanzó madurez.

Para muchos conductores principiantes dueños de su primer automóvil, la atención y el mantenimiento a largo plazo del nuevo vehículo, aparte de lavarlo ocasionalmente, es un factor que no siempre está en la ecuación, no es algo tomado muy en serio.

Irónicamente, muchas de las llamadas de auxilio que hacen los conductores novatos, bien podrían ser evitadas si un mantenimiento básico y rutinario hubiera sido completado.

Uno de los primeros asuntos que usted siempre debería recordar es cambiar el aceite lubricante del motor cada 3.000 millas (unos 5 mil kilómetros).

Algunas personas descuidan el control de las emisiones del sistema de escape y pagan luego cientos de dólares para reparar los daños que el aceite en malas condiciones causa, debido a la conducta negligente.

Para averiguar cómo hacer un cambio de aceite, sencillamente vea por su localidad lugares comerciales en donde se ofrece el servicio, busque en las páginas amarillas o consulte a sus amigos o familiares. Muchos talleres de reparaciones ofrecen cambios de aceite con descuentos si los realiza varias veces al año, lo hacen para atraer clientes.

Otra cosa que puede ayudar a mantener su nuevo auto rodando con suavidad es tomar ventaja de la limpieza de los inyectores por medio de los productos ofrecidos en casi cualquier estación de servicio y en las cadenas de negocios para productos del automóvil.

Agregando una botella de fluido para limpiar inyectores al depósito de combustible, antes de cargar el tanque en la estación de servicio, se pueden lograr realmente muy buenos resultados.