•  |
  •  |
  • END

El rapero Lil Wayne ha sido liberado de prisión tras cumplir ocho de los doce meses a los que fue condenado por porte ilegal de armas. Sus representantes sostienen que el artista viajará desde Nueva York, donde se encontraba confinado, a Miami, donde viven su ex mujer y sus cuatro hijos y espera dar una fiesta de bienvenida el domingo.

“Nunca estuve asustado ni preocupado por esta situación”, escribió Wayne el martes a través de la página web donde contaba su vida dentro de la cárcel. Y es que durante su estancia en prisión, el artista grabó un disco que el mes pasado llegó al número uno de Estados Unidos y recibió los parabienes de Obama y Bill Clinton.

De hecho, el presidente de Estados Unidos recibió duras críticas por confesar recientemente su gusto por la música de este cantante, cuyas letras han sido calificadas de misóginas y violentas.

Clinton, por su parte, declaró a través de la radio el martes pasado que deseaba que “todo le vaya bien y tenga una buena vida” al salir de prisión.

El rapero, cuyo nombre verdadero es Dwayne Carter Jr, se declaró culpable en octubre de 2009 de posesión ilegal de armas, después de que unas pistolas fueran descubiertas en una de las furgonetas de su gira dos años antes.