•  |
  •  |
  • EL PAIS

El 32º Festival Internacional de Cine La Habana, que comenzó la semana pasada con una ardiente declaración de su presidente, Alfredo Guevara, en favor del cambio en la isla y de 'desestatizar la sociedad' y liberar a la revolución 'del espíritu burocrático-estatal que todo lo corrompe', ha rendido homenaje al escritor Gabriel García Márquez al celebrarse el 25º aniversario de la creación de la Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano (FNCL), institución que preside desde sus inicios.

El Premio Nobel colombiano asistió al acto de conmemoración realizado en la sede de la Fundación, la fabulosa Quinta de Santa Bárbara, donde Tomás Gutiérrez Alea filmó su película Los sobrevivientes, y allí, en su presencia, se recordó la historia 'desmesurada' del sueño que planteó entonces Gabo, nada más y nada menos que lograr la integración del cine latinoamericano.

Eran otros tiempos. Y como demostró el discurso inaugural de Guevara, las realidades hoy son bien distintas. La mentada integración no se consiguió pero la Fundación sí fue la semilla y el soporte de la Escuela Internacional de Cine y Televisión (Eictv) de San Antonio de los Baños, nacida en 1986 y que ya cuenta con 700 titulados, 3.000 talleristas graduados y sobrado prestigio internacional. Desde sus inicios y hasta hace un par de años, García Márquez ofreció en la Eictv un famoso taller de guión bautizado Cómo se cuenta un cuento, al que invitó en ocasiones a cineastas como Costa Gavras o David Trueba, y del que han salido unas cuantas películas latinoamericanas.

No es casualidad que este año una de las graduadas de la Eictv, la costarricense Hilda Hidalgo, concurse en el festival con Del amor y otros demonios, una adaptación de la novela del escritor colombiano. Hidalgo participa en la categoría de ópera prima que, con 24 filmes en concurso, es una de las más concurridas en este festival y una buena muestra de lo que están haciendo los jóvenes cineastas latinoamericanos. En esta categoría compiten también Jorge Perugorría y Vladimir Cruz - actores de Fresa y chocolate - con Afinidades, y el también cubano Jorge Molina Enríquez, con Molina's Ferozz.

En largometrajes de ficción hay 21 filmes en competición. Carancho, coproducción entre Argentina, Francia y Chile, con dirección de Pablo Trapero y con Ricardo Darín como protagonista, está entre las favoritas. Casa Vieja, segunda película del cubano Lester Hamlet, basada en una obra de teatro de Abelardo Estorino, también ha recibido buenas críticas del público. El presidente del jurado de ficción es el español Manuel Pérez Estremera, un veterano de los festivales de La Habana y profesor fundador de la Eictv. El cine español está ampliamente representado. Uno de los momentos más esperados es la presentación de Chico&Rita', el filme animado de Fernando Trueba, Mariscal y Tono Herrando, con un argumento cubano y música interpretada por figuras de la isla, tanto de dentro como de afuera, empezando por Bebo Valdés. En La Habana están también Manuel Gutiérrez Aragón y Julio Medem, como testigos de los cambios de Cuba.