•  |
  •  |
  • END

Concluyó 2010 y con él finalizó un año lleno de bodas, de nacimientos, pero también de sonadas rupturas. Y es que, son muchos los famosos que decidieron romper con la persona que en esos momentos ocupaba su corazón, dando un giro de 180 grados a su vida. Actores, cantantes y deportistas que acabaron el año de una forma muy distinta como lo comenzaron.

Una de estas celebrities es Eva Longoria, que presentaba una demanda de separación de Tony Parker en un juzgado de Los Ángeles a mediados del mes de noviembre. El motivo de su ruptura fue una infidelidad de su marido, el jugador de baloncesto Tony Parker, con Erin Barry, esposa de otro jugador de baloncesto, ex compañero de equipo del deportista, llamado Brent Barry. Al parecer Tony le fue infiel a Eva desde el principio de su matrimonio e incluso la actriz encontró numerosos SMS de la amante secreta en el teléfono de su marido. Hecho que provocó que la “Mujer Desesperada” rompiera con él.

Otra actriz que anunciaba su separación es Courteney Cox, una de las protagonistas de la serie ‘Friends’. La joven se separaba de su marido David Arquette tras once años de matrimonio y una hija en común de seis. Pese a todo, la pareja anunciaba a través de un comunicado que de momento no se divorciarían, sino que se van a tomar un tiempo para reflexionar sobre su matrimonio y “conocerse a sí mismos”.

Tras cuatro años de noviazgo, Halle Berry rompía con su novio y padre de su hija, el modelo Gabriel Aubry, nueve años menor que ella. Aunque no se conocen los motivos de su ruptura, la pareja tomaba caminos separados.

Cuestión de cuernos
La cantante Christina Aguilera se separaba de su marido, Jordan Bratman, con el que llevaba casada desde 2005. Aunque antes de dar este paso intentaron reconciliarse realizando un viaje a Italia para reavivar su relación, pero la cosa no funcionó y se dijeron adiós.

En marzo la actriz Kate Winslet se separaba de su segundo marido, el director Sam Mendes. De mutuo acuerdo, la pareja ponía fin a siete años de matrimonio. Al poco tiempo ella iniciaba una relación con el modelo británico Louis Dowler, pero tras cuatro meses juntos la pareja ponía fin a su amor.

A consecuencia de las continuas infidelidades de él, Sandra Bullock se separaba de Jesse James al poco de alzarse con el Óscar como mejor actriz. Al poco tiempo ella adoptaba a un niño y pasaba a convertirse en madre soltera.

Por el mismo motivo, la modelo sueca Elin Nordegren le pedía el divorcio a Tiger Woods tras seis años de matrimonio y dos hijos en común. Las infidelidades del golfista no tardaron en hacerse públicas y el deportista tuvo que reconocer estos engaños a su mujer y pedirle perdón públicamente, aunque la pareja se terminaba separando.

Y es que los engaños han sido uno de los principales motivos de ruptura. Eso fue precisamente lo que le sucedió a la Princesa Magdalena de Suecia, quien tras ocho años de relación, rompía su compromiso con Jonas Bergstrom como consecuencia de una infidelidad del joven con una atractiva deportista, Tora Uppstrøm Berg.

Por su parte, Leticia Cyrus y Billy Ray, padres de la famosa Miley Cyrus, se divorciaban por una supuesta infidelidad de Leticia, más conocida como “Tish”.

Mel Gibson rompía con su joven novia Oksana Grigorieva, madre de su octava hija, por supuesto maltrato físico y psicológico de la estrella del cine. La pareja ha acabado viéndose las caras en un juzgado.

Tras nueve años de relación Charlize Theron rompía con el actor Stuart Townsend. Al parecer el desgaste de la convivencia terminaba con esta historia de amor. Charlie Sheen se separaba de su tercera mujer, Brooke Mueller, a finales de año. Un matrimonio marcado por el escándalo ya que presuntamente el actor amenazó a su ya ex esposa con un cuchillo cuando se encontraban de vacaciones en Aspen, Colorado.

Además, la actriz Rachel Weisz y el director Darren Aronofsky anunciaban su separación tras nueve años como pareja y un hijo de cuatro; tras un año de noviazgo Jennifer Love Hewitt y Jamie Kennedy ponían fin a su relación y Avril Lavigne y Deryck Whibley conseguían su divorcio a principios de año.

En Hollywood, Scarlett Johansson y Ryan Reynolds ponían fin a dos años de matrimonio a causa de la distancia. Y es que la pareja de actores parece haber dado prioridad a sus compromisos profesionales antes que a su matrimonio.

Otras parejas de cine que han puesto fin a sus romances han sido los protagonistas de “High School Musical” Vanessa Hudgens y Zac Efron y los de “Dexter”, Michael Hall y Jennifer Carpenter, así como el matrimonio formado por Liz Hurley y el empresario Arun Nayar, que se separaban recientemente después de tres años de matrimonio.

Terra.es